GUIDED HEALING MEDITATIONS WITH FERNANDO ALBERT

Meditations that are out of this world!

Cómo afecta la afantasía a los viajes astrales y los sueños lúcidos. Qué puedes hacer.

Espiritualidad y afantasía.
Aunque tengas afantasía, tú también puedes tener un viaje astral, e ¡incluso un sueño lúcido!

¡Hola a todxs! ¿Qué tal va la primavera? (o el otoño).  Espero que genial, sobre todo porque como dije la semana pasada, traer pasión a vuestra vida es muy bueno para abrir vuestro Chakra Sacro. Pero bueno, hoy vamos a hablar sobre un tema totalmente diferente. Quiero dejar claro que no soy médico ni experto en salud mental. Por lo tanto, lo que voy a compartir está basado en experiencias personales y lo que he aprendido al ayudar y enseñar desde el 2011 a muchas personas a desarrollar su espiritualidad. Me he encontrado con mucha gente con una condición poco conocida llamada afantasía. Básicamente estas personas no pueden crear imágenes en su mente, les es imposible.

Sin embargo, estas personas también pueden tener inclinaciones hacia la canalización, sueños lúcidos, viajes astrales y otras habilidades basadas en la visualización. Podemos descubrir mucho a través de lecturas y pidiendo ayuda a los guías espirituales, pero no con afantasía. Después de aprender más sobre las experiencias y el progreso de personas con afantasía os puedo decir que aunque padezcáis afantasía podéis disfrutar de estas habilidades. Aunque será de forma diferente, podréis tener experiencias profundas que recordaréis con mucha pasión. Por ese motivo estoy compartiendo esta entrada con vosotrxs. Aunque lo veáis todo negro en la mente, hay más formas de percibir y conseguir llegar a la meta.

Quiero tener un viaje astral, pero tengo afantasía. ¿Cómo hago para hacerlo, y poder recordarlo?

La afantasía no es un bloqueo permanente, ni un camino sin salida. Pero sí que es una necesidad de buscar caminos alternativos para llegar a vuestras metas. Sobre todo si esas metas requieren de vuestra capacidad de visualización. Por si no lo sabéis, una persona con afantasía es aquella que no puede proyectar imágenes en su mente. No pueden proyectar una cara, por ejemplo, y tampoco pueden imaginarse algo aunque digas, “imagínate un coche rojo.” Aunque parezca sorprendente, hay personas que desafortunadamente no son capaces de hacer esto.

Me han llegado muchos mensajes de personas con afantasía que quieren aprender a tener un viaje astral. En principio puede parecer imposible, ya que suelen ser necesarias las visualizaciones antes y después de un viaje astral. El ser humano es un ser visual y siempre vamos a querer recordar lo que hemos visto. Pero sin visualizar imágenes en vuestra cabeza también podéis tener un viaje astral o sueño lúcido sin problemas.

Cómo puedo inducir un viaje astral o sueño lúcido.

No me voy a parar mucho en cómo inducirlos ya que hay numerosas entradas sobre el plano astral (aquí) y el mundo soñado (aquí). Pero os voy a dar unas pautas un poco ajustadas para situaciones donde hay afantasía. Ya veréis que es muy facilito:

  • La vía más fácil es usar la técnica “Wake induced lucid dream” o WILD (sueño lúcido inducido desde la vigilia) para el viaje astral y para inducir un sueño lúcido. Una razón muy simple es porque esta técnica os servirá para inducir ambos. Además, esta es la técnica ideal para una persona con afantasía, ya que requiere dejar de visualizar. Por lo tanto, hay incluso una cierta ventaja.
  • El momento idóneo para esta técnica es cuando os levantáis en la mitad de la noche, o por la mañana. Tenéis que relajar vuestro cuerpo completamente. También es necesario no tener imágenes fluyendo por vuestra mente.
  • Una vez lleguéis a un estado de relajación total, entraréis en la parálisis de sueño. Como esto pasa en vuestra imaginación, la afantasía os “protegerá” un poco ya que al principio puede haber imágenes que den miedo, sonidos que no existen o falsas sensaciones físicas. Es importante tener esto en cuenta, ya que posiblemente las experimentaréis.
Y ahora sólo queda dar un paso más.
Ya estáis a un paso de tener una experiencia astral o una onírica. Lo más difícil ya está hecho, pero nos quedan un par de cositas:
  • En este momento, ignorar cualquier alucinación auditiva y empezar a visualizar sentimientos de libertad. Buscar un momento en el que sentisteis gran liberación y proyectar esa emoción en vuestra mente. Si ya habéis tenido alguna experiencia con sueños lúcidos o en el astral, visualizar las emociones que tuvísteis en ese momento.
    • Si queréis hacer un viaje astral: os recomiendo que visualicéis sensaciones de flotación, cómo si estuvieras en el aire, mucha ligereza, y también sentimientos de libertad. Imaginar la situación de estar flotando como una burbuja (pero no podréis visualizar la burbuja, sólo la sensación.) Si notáis vibraciones, centraros en como os sentís cuando las tenéis, y visualizar esa sensación expandirse más y más. Este curso os ayudará.
    • Si queréis tener un sueño lúcido: os recomiendo que empecéis a repetiros mentalmente que estáis soñando. Como no podéis  visualizar un sueño formarse, pensar en el sonido del sueño. Por ejemplo, si queréis soñar con la playa, pensar en todos los sonidos que hay en una playa, en las percepciones físicas como el sol o la brisa en vuestro rostro. Estos consejos os ayudarán un montón. Y esta meditación también.  Al poco tiempo os encontraréis dentro de un sueño, con plena lucidez.

Y no hay mucho más que añadir. Se trata de centrarse mucho más en estímulos que no sean visuales. De esa forma, la afantasía no será un problema. Si encontráis en el blog una técnica que os guste, sólo aseguraros de suprimir cualquier aspecto visual, y maximizar otros caminos de percepción.

Con afantasía puedes escuchar melodías en tu cabeza.

¿Cómo recordar la experiencia con afantasía?

Ahora quizás llegamos al momento más delicado. No importa lo vívido que sea tu sueño, si tienes afantasía no váis a poder proyectar ni una sola imagen. Por lo tanto, recordaréis el mismo vacío que al intentar visualizar una imagen en vuestra mente. Sin embargo, estas experiencias no son sólo visuales, por lo que hay una forma para poder recordarlas con un buen nivel de detalle. Por ejemplo, aunque no podáis visualizar una imagen, si que podéis “oír” la voz de vuestro cantante favorito. Por lo tanto, una buena forma de recordar detalles de un sueño lúcido es a través de los sonidos.

Si habéis soñado con una playa, aunque no la podáis ver, podéis describir los sonidos, e incluso las sensaciones físicas que tuvísteis. Por lo que el sentido del tacto también es importante, y algo en que centrarte para poder revivir vuestros sueños. Os váis a dar cuenta que sólo aportando el sonido y el tacto para poder recordar mejor vuestros sueños ya hará una gran diferencia. Aunque no podáis poyectar en vuestra mente lo que pasó en vuestro último sueño donde estábais volando, podéis recordar el aire en vuestro rostro, o quizás los sonidos. Y como no, lo que sentísteis mientras estábais volando. Con todo esto, ya tendréis mucha información sobre vuestro sueño.

Y un aspecto mucho más importante y esencial para los viajes astrales.

Vuestras percepciones emocionales, mentales, y espirituales os ayudarán a recordar vuestros sueños, y serán esenciales para recordar vuestra experiencia astral. En un viaje astral tendréis sentimientos muy fuertes de libertad, de amor incondicional, de unidad y una paz profunda que os ayudará a recordar vuestra experiencia astral, ya que este tipo de percepción es mucho más común que la percepción visual. De hecho, en el astral, la parte visual pasa a segundo plano, incluso sin afantasía.

Como todo en la vida, esto requerirá practica. Quizás os resulte un poco más difícil el tema de los sueños lúcidos. Sin embargo, os daréis cuenta que esta dificultad extra no os parará. Y aunque no lo puedo afirmar al 100%: hay personas que gracias a la afantasía, pueden silenciar su mente con mucha más facilidad porque no tienen la habilidad de visualizar imágenes.

El poder de las emociones y la afantasía.

Al fin y al cabo, lo más importante que queda en nuestra memoria para siempre son las emociones. Seréis capaces de traer muchas emociones y sensaciones de los viajes astrales y sueños lúcidos. Y los podréis vivir de nuevo al recordarlos, aunque no tengáis imágenes.

Por lo tanto, como podéis observar incluso en los casos de afantasía, es posible disfrutar de muchas capacidades espirituales que tenemos al alcance.  Y bueno, el miércoles que viene, como es el primero de cada mes, toca el pronóstico mensual. Para mi siempre es un placer hacer estas lecturas de tarot. Pero todo esto en una semana! ¡Nos vemos el próximo miércoles! Espero que paséis una semana genial! Estaré de vuelta la semana que viene.

Ah! Y si no queréis perderos nada, os invito a que os suscribáis a mi newsletter, donde además encontraréis contenido exclusivo. Podéis hacer click en la imagen de abajo para suscribiros:

Suscríbete y consigue una meditación guiada.

Te invito a que le eches un vistazo a las entradas anteriores: cuarto año, tercer año, segundo añoprimer año.

Mucha luz y amor,

Te deseo mucha abundancia! (Inicio)

Rev. Fernando Albert

Gracias por leerme!

Related Posts…

0 comentarios

Deja un comentario

Abrir chat