GUIDED HEALING MEDITATIONS WITH FERNANDO ALBERT

Meditations that are out of this world!

¿Es posible experimentar «muerte de ego» en un viaje astral?

¿Es posible experimentar muerte del ego en un viaje astral?

¡Hola a todxs! ¿Os gustó el pronóstico? Después de acabar celebraciones nos ponemos más serixs y vamos a hablar de un tópico que sé que algunxs de vosotrxs ya teníais ganas de leer. Me habéis preguntado si es posible conseguir la muerte del ego a través de un viaje astral. Yo creo que no es necesario ningún tipo de ayuda exterior para llegar a este estado y os voy a explicar cómo.

La respuesta corta es que sí, es posible experimentar muerte del ego en un viaje astral cuando se tiene ya un cierto nivel de habilidad. Pero un viaje astral no es lo mismo que la muerte del ego, son cosas diferentes. Aquí tengo un video de preguntas y respuestas y esta es una de ellas. Pero este tema es digno de tener su propia entrada y hacer una pequeña guía del proceso. Esto no tiene nada que ver con la muerte y la reencarnación.

Como dije, la muerte del ego en un viaje astral es posible.

Definitivamente, necesitáis tener bastante práctica en los viajes astrales. Ya sabéis que tengo un curso en vídeo sobre viajes astrales desde los primeros pasos hasta la maestría. La forma de conseguir la muerte de ego es más fácil de lo que parece, y aquí os dejo el proceso:

Desdoblaros. (¡Qué no sea un sueño!)

Aunque perdáis algo de ego, lo seguiréis teniendo y también identidad propia. Si estáis descubriendo los viajes astrales, os invito a que eches un vistazo a mi guía gratis de viajes astrales aquí. Os ayudará a tener un buen comienzo.

Una vez en el astral centraros en el espacio y que ese sea vuestro centro focal.

De esta forma estaréis lejos de la tierra, de vuestro cuerpo y de todo lo que os pueda traer de vuelta antes de tiempo. Para este proceso tenéis que ir gradualmente desconectádoos. Aquí todavía tendréis ego e identidad personal, pero el amor empezará a llenar vuestro corazón.

Una vez estéis flotando en el espacio.

Es la hora de centraros de nuevo en vuestras vibraciones (o vuestro cuerpo astral) y en que cada vez la energía es más intensa. Centraros todo lo que podáis en el amor y la felicidad, ya que esto aumenta todavía más vuestras vibraciones. Visualizad el Universo como un todo y que vuestro centro de atención sea expandir vuestra energía. Según se expande el amor en vuestro corazón sentiréis menos identidad de vosotrxs mismxs, cada vez más libertad y todo os empezará a dar igual, pero aún y así tenéis cierta percepción de identidad propia. Entonces llegaréis al Plano Astral Superior.

Llegará un momento en que os sintáis desconectadxs (en el buen sentido) de todo e incluso de vosotrxs mismxs y como “muy lejos” en vuestro viaje astral. Ahora es la hora de sentir en vuestro corazón el deseo de que todo a vuestro alrededor se borre. Como si borrarais vuestro cerebro del todo y sólo entendierais y percibierais el amor y Oneness. Esto es lo único que entendéis en estos momentos. Con otras palabras, queréis estar en “ningún sitio” y «ser nadie» (quizás aún tengáis ego o quizás os podéis volver a vuestro cuerpo, pero con práctica lo mejoraréis).

Ahora centraros en borraros a vosotrxs mismxs a la vez que fortalecéis vuestro cuerpo astral sin otra idea o sentimiento que el amor y la felicidad. En este estado ya se va perdiendo gradualmente el ego.

El siguiente punto es difícil de explicar.

Es como si fuerais un fantasma, pero «sin cuerpo» (como los típicos fantasmas de los dibujos). Seréis conciencia pura, pero nada más. En este momento es muy posible que perdáis vuestro ego y, por lo tanto, experimentar la muerte del ego. El tiempo lineal tal y como lo conocemos deja de existir. Tampoco tenéis que hacer nada, vuestro cerebro «sólo conoce» amor y oneness, por lo que no tenéis la necesidad de nada más que estar en este estado de pura felicidad infinita.

Llegará un momento en que volveréis a vuestro cuerpo. Vuestra mente no se habrá borrado ni nada parecido. Os recomiendo que toméis notas y escribáis todo enseguida, porque si al acabar os ponéis a pensar en las cosas que tenéis que hacer o en las tareas pendientes, se os olvidará todo. Notaréis esa felicidad durante días, semanas y posiblemente meses. Pero ¿por qué esperar tanto si podéis hacerlo cuando queráis? ¡Sólo tenéis que hacer un viaje astral y seguir estos pasos!

La muerte del ego se puede experimentar visitando un plano superior de existencia.

¿Y qué se «nota» al estar en este estado?

Es algo muy difícil de describir, ya que el lenguaje es muy limitado para poder expresarlo. En este punto estáis en el aquí y ahora. No hay tiempo. Notaréis una cantidad exagerada de felicidad, amor y libertad. Nada más. Nada importa en este estado y así está perfecto. Ni siquiera pensaréis en vuestro viaje astral, sino en un estado de estar “siempre así” hasta que estéis de vuelta en vuestro cuerpo. ¡No os olvidéis de apuntarlo todo!

¿A qué no es tan difícil?

Como todo en esta vida, hay que ponerle práctica, pasión, aprendizaje y dedicación. Y, por cierto, también es muy interesante saber sobre otros planos.

Una cosa más antes de acabar: puede pasar de que en vuestros intentos de muerte del ego (fases 4–5) os volváis a vuestro cuerpo o no recordéis el resto del viaje, como si nada hubiera pasado. Esto es porque habéis perdido lucidez y, tal vez, os quedaisteis dormidxs. Con práctica, podréis perder vuestra lucidez pero manteneros conscientes. Necesitaréis perder vuestra lucidez astral para una muerte del ego, pero necesitáis conciencia para recordar la experiencia y para poder vivirla y sacarle el mayor partido. 

Cuando estáis lúcidxs en un sueño retenéis el ego, pero cuando no estáis lúcidxs, no, y si lo tenéis, es un «ego soñado». El ego también se irá con vosotrxs al plano astral, pero es este proceso el que os puede ayudar a dejar atrás ese ego y llegar a este maravilloso estado.

Una vez dejéis el ego atrás, tendréis un sentimiento increíble.

La clave es experimentar muerte del ego, pero totalmente conscientes. Puede suceder con meditaciones, sustancias psicoactivas, sueños lúcidos (también llamados estado súper-lúcido) y por supuesto, a través de los viajes astrales.

Por cierto, la semana pasada vio la luz mi último curso sobre los Chakras. Ahora mismo está con un super descuento y lo podéis obtener haciendo click en la siguiente imagen:

Expande y sana tus chakras: Curso en video.

Una ayudita.

Esta meditación ayuda a tener un viaje astral, no está centrada en inducirlo, pero os llevará al espacio y os podrá causar una separación astral espontánea.

Ya que estamos hablando de viajes astrales la semana que viene vamos a hablar de otro asunto sobre el Plano Astral. Normalmente aprendemos cosas en el plano físico, pero también vamos a otros planos donde también podemos aprender. Por ejemplo, el plano soñado nos enseña más de nosotrxs mismxs y podemos sanar (hay que estar lúcidxs, eso sí). Nos gusta mucho salir del plano físico y hay gente que hasta tiene una vida y personalidad diferente online (no recomendado), o hacen funcionar sus vidas físicas a través de este «cyber plano».

Pero ya hablamos de este tema la semana que viene. ¡Nos vemos el próximo miércoles! ¡Espero que paséis una semana genial! Estaré de vuelta la semana que viene.

¡Ah! Y si no queréis perderos nada, os invito a que os suscribáis a mi newsletter, donde además encontraréis contenido exclusivo. Podéis hacer click en la imagen de abajo para suscribiros:

Suscríbete.

Os invito a que le echéis un vistazo a las entradas anteriores: segundo añoprimer año.

Mucha luz y amor,

¡Te deseo mucha abundancia! (Inicio)

Rev. Fernando Albert

gracias

Tags: cuerpo astral, plano astral, sabiduría

Related Posts…

2 Comentarios

  1. Juanita castrillo

    Estoy iniciando a leer acerca de la meditación y me esta encantando mucho

    Responder
    • Fernando Albert

      Es todo un placer 🙂 Me alegro un montón! Mucha luz en tu camino.

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *